Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra [Política de Cookies] Aceptar cookies

La Energía Solar fotovoltaica es otro de las vías de producción limpia que Cuerva utiliza para la generación de electricidad. Se basa, en el efecto fotovoltaico por el cual la incidencia de la radiación solar sobre un material semiconductor provoca en éste un movimiento de electrones generando electricidad.

Las placas solares fotovoltaicas están ensambladas con células fotovoltaicas fabricadas con este tipo de materiales semiconductores. Las células fotovoltaicas están unidas mediante contactos eléctricos para sumar las corrientes generadas entre todas las células y así aumentar la potencia total del módulo fotovoltaico.

Las instalaciones solares fotovoltaicas conectadas a red, en función del tipo de estructura que utilicen, pueden ser de dos tipos, fijas, están siempre orientadas en la misma dirección o con seguidores solares en las que su orientación varía en función de la situación del sol.

Cuerva cuenta con diferentes parques solares conectados a sus redes de distribución. Algunos de ellos en propiedad. Cinco de ellos son parques de estructura fija y dos con seguidores móviles.